¿No encuentras algo? Búscalo aquí

lunes, 15 de julio de 2019

Mujercitas - Louisa May Alcott


Tenía este clásico esperando en casa desde hacía ya demasiado (aunque en el fondo tengo la sensación de haberlo leído con anterioridad, no sé...) y gracias a Shorby y a su #Locaporleer ya puedo decir que ha pasado a la lista de libros leídos (ahora sí que sí).
 
Estamos a finales del siglo XIX y el padre de una familia tiene que abandonar a su mujer e hijas para ir al frente. Desde ese momento las cuatro hijas tienen que arrimar el hombro para colaborar, no solo en las tareas domésticas, sino también en la economía familiar, ya que el padre las ha dejado sin ingresos y en una situación poco favorable. Así, entre trabajo y tiempo de ocio, van pasando los días en casa de la familia March y poco a poco vamos conociendo a las cuatro protagonistas.
 
Son cuatro hermanas: Meg, Jo, Beth y Amy, y cada una tiene una personalidad completamente distinta a las demás. Para mí la protagonista es Jo, pero la autora perfila igual de bien al resto del clan. Las cuatro hermanas viven echando de menos a su padre, ayudando a su madre lo máximo posible y tratando de entretenerse cuando tienen un rato libre. La lectura, la escritura, las tertulias y las representaciones teatrales son algunas de sus aficiones y gracias a su nuevo vecino todo se vuelve mucho más divertido. Laurie, el nuevo vecino, es el nieto del dueño de la casa de al lado, y aporta un toque divertido y diferente tanto a su casa como a la de las hermanas March, donde hace especial amistad con Jo.
 
Me ha gustado el toque feminista que tiene la novela, más teniendo en cuenta el momento en el que se escribió. La autora tiene claros muchos conceptos en relación a la igualdad y los muestra a través de sus personajes:
 
–Entonces nos quedaremos solteras –dijo Jo con firmeza.
–Bien dicho, Jo; más vale ser solteronas felices que no esposas desgraciadas o muchachas atrevidas de esas que corren en busca de maridos –dijo la señora March–.
 
Quien más quien menos sabe algo de la novela, pero aun así tampoco quiero desvelar más de la cuenta, por si algún despistado no conoce detalles.
 
La novela está dividida en varios capítulos, y en cada uno de ellos se cuenta una historia diferente, siempre siguiendo un hilo argumental, por supuesto. En este sentido me recordó a Anne de las Tejas Verdes, que tiene la misma estructura. Personalmente me parece que de esta manera la lectura es muy amena y fácil de seguir.
 
Mujercitas me ha gustado y me ha dejado con ganas de más, así que en algún momento leeré seguro Aquellas Mujercitas, que cuenta cómo siguen las hermanas unos años después.
 
Hay varias adaptaciones cinematográficas y el año que viene se estrena una con Emma Watson que me apetece mucho ver. Mientras tanto, veré la de 1994, que es la que vi cuando era pequeña y que cuenta con Susan Sarandon, Claire Danes, Christian Bale o Winona Ryder.

6 comentarios:

Alejandra (Acabo de Leer) dijo...

Conozco la novela y he visto la adaptación cinematográfica, pero por cualquier motivo aún no me llama lo suficiente como para leerla... un poco raro, la verdad. Aún así no descarto leerla en el futuro.

Norah Bennett dijo...

Leí una versión para niños cuando era pequeña. Siempre fui de la peli pero no tengo claro si me gustaría ahora aunque tengo mucha curiosidad por saber qué cuentan en esa segunda parte. Y además ahora hay unas cuantas ediciones muy chulas y eso me tira. Quizás algún día.
Besos

buhoevanescente dijo...

Hola !! Cuantos recuerdos.la tengo desde los once años fue un regalo y puedo afirmar que la emoción que se siente con sus letras a esa edad no se repite fue lo que me impulso a leer .eso lo veo por infinidades de lados.viva por ello!

Shorby dijo...

Muy fan de Jo, me hace muchísima gracia.
Me gustó reencontrarme con el clásico, la peli me da cierta pereza porque no puedo con Wynona xD

Besotes y gracias por compartir!

Juan Carlos Galán dijo...

Conozco a la autora y conozco la película, pero no he leído el relato. En mi tiempos Louise Mary Alcott era lectura de niñas que jamás nos ponían a los niños en nuestras manos.
Debería de leerla pues sé que es un clásico. A ver si está buena reseña tuya me anima a hacerlo.
Un beso

Lorena Álvarez González dijo...

La leí con unos 11-12 años y la volví a leer de adulta. Una novela dirigida a las jovencitas de aquella época pero es cierto que sorprenden positivamente algunos aspectos relativos a la condición de la mujer.
Besos