¿No encuentras algo? Búscalo aquí

jueves, 14 de junio de 2012

La inspiración dormida Silvia G.Guirado

Ilustrado por:
David García Forés
Desiree Arancibia
Marta García Pérez

Esto que voy a escribir no lo he contado nunca en el blog pero lo cuento ahora, por eso de que dicen que más vale tarde que nunca: ¡aparezco en los agradecimientos de Silvia en este libro!

¿Cómo no iba a ser entonces especial para mí la lectura del libro? Imposible que no lo fuera.

Sí, esa que está en el cuadro amarillo soy yo, Narayani

Los colores olvidados me gustó mucho, ya lo sabéis, y estaba esperando el momento idóneo para leer La inspiración dormida. Sin embargo ese momento parecía no llegar nunca. Quería que todo fuera perfecto para poder centrarme en la historia y en las ilustraciones (¡cómo las he disfrutado!) pero las prisas y saber que lo terminaría leyendo en los pequeños trayectos de casa al trabajo me echaban para atrás. Aprovechando que iba a viajar a Barcelona por trabajo le dije a Silvia que si nos veíamos para que me firmase el libro y al darme ella una respuesta positiva decidí leerlo en ese viaje.

El libro lo empecé a las 7:30 de la mañana en el avión y cuando vi a Silvia y al resto del equipo lo llevaba por la mitad ya. La historia engancha y se lee muy fácilmente, sin embargo he tardado más de lo esperado en acabarla porque me he recreado tanto en las ilustraciones como en algunas frases que me han dado mucho en qué pensar.

Carmesina ha crecido y la rutina y el estrés la han llevado a olvidar los colores y todo lo que ello conlleva. Su mundo es ahora gris y no es capaz de darle color de ninguna manera. Se sienta con sus lápices de colores durante horas sin ser capaz de dibujar una sola línea al lienzo en blanco. Por eso, frustrada, decide abandonar y tirar los colores y las hojas en blanco por la ventana.  

Todo eso es lo que nos encontramos en el primer capítulo del libro: una Carmesina triste y frustrada. Por eso, porque está perdida en un mundo adulto, aparece de nuevo Gato Negro para darle color a esa nueva vida. Sin embargo Carmesina no se lo pondrá fácil a Gato porque no es capaz de ver el lado positivo de la situación, tan mal está la pobre. Su pesimismo no le deja avanzar en un principio y Gato tendrá que buscar ayuda en los personajes de cuento.

-Buenos días Carmesina. Tengo un regalo para ti. Creo que puede ayudarte. –Y acto seguido le ofreció una hermosa caja de pinceles de todos los tamaños.

Carmesina, nada más verlo, dijo que no podía aceptar el presente y se fue corriendo a esconderse bajo el árbol. Por primera vez en mucho tiempo, la tristeza de la muchacha afloró por su ojo. Ante tal escena Gato Negro se acercó a consolarla y le preguntó el porqué de su reacción. Ella contestó escuetamente:

-Alguien que es incapaz de pintar no merece tal regalo.

Y se pasó el día bajo el árbol, arrancando lágrimas del alma, que Gato Negro le enjugaba hasta que ambos cayeron rendidos bajo la luna plateada.

Este párrafo me encantó cuando lo leí la primera vez y podría decir que es mi parte preferida. ¡Me inspira tanta ternura y es tan poético!

En la inspiración dormida seguimos muy de cerca el viaje que Carmesina y Gato hacen por el mundo de los cuentos y de la imaginación acompañados de diferentes personajes de Los colores olvidados. (Eso sí, que nadie se asuste ni piense que hay que leer uno para entender el otro, ¿eh? Se puede leer de manera independiente sin ningún problema.)

A lo largo de los capítulos nos vamos encontrando con personajes buenos, que tratan de ayudar a su manera a Carmesina y Gato, y personajes malos que quieren hacerlos fracasar. Sin embargo el personaje que más me ha impactado de todos los que aparecen en el camino de los protagonistas ha sido el otro yo de Carmesina. El capítulo en el que se encuentra con ella me parece increíble por la carga sentimental que tiene para mí. Supongo que para cada uno será especial una parte diferente del libro; pues bien, para mí, ésta es esa parte. Me identifico muchísimo con la conversación que mantienen las dos Carmesinas y he de reconocer que la sabiduría y madurez con la que habla la pequeña me ha dado mucho en qué pensar. Encontrarte con tu propio yo no es fácil –yo no lo he conseguido aún- y por eso creo que es un capítulo duro.


El otro día Silvia me dijo que la gente le había descubierto que ella había escrito cosas que no sabía que había escrito o que no lo había escrito con la intención de que se entendiera de esa manera. Creo que eso es lo bonito de este libro, que cada uno puede interpretarlo de un modo diferente. Por eso creo que este no es un libro infantil, como lo han catalogado en otros sitios. Cada uno tiene su propia opinión, claro, pero para mí no entraría dentro de la sección infantil/juvenil de una librería o biblioteca. Por supuesto con esto no quiero que un niño no pueda leerlo o verlo, no, pero creo que hay metáforas y moralejas que no van a entender bien. 

Tal como ocurrió en Los colores olvidados cada capítulo está ilustrado de manera deliciosa (¡¡ains, es que el libro entero me ha encantado!!) Personalmente estoy enamorada de Carmesina y de Gato Negro, igual que David, su creador, pero esa es otra historia de la que hablaremos en la entrevista que hicimos y que tengo que transcribir aún.  

En resumen, el libro me ha gustado mucho. Hay tiempo para emocionarse, para pensar, para divertirse y para enamorarse. Recomiendo leerlo en un momento de tranquilidad para poder saborear cada letra y cada ilustración porque merece mucho la pena. 

Por último os dejo con la firma del libro. Me falta la firma de Desiree en los dos libros, que no estaba en la agencia el otro día, y la de Marta en el primer libro, que no caí en llevarlo y me lo dejé en Madrid. Lo dejo para la próxima vez.



Si queréis ver más cositas del libro podéis visitar su Facebook aquí.

12 comentarios:

Rebeca de Winter dijo...

Las ilustraciones que has puesto son una maravilla por Dios, no lo he leído pero sólo por ellas ya merece la pena. Enhorabuena por salir en los Agradecimientos!!

Offuscatio dijo...

Yo lo he hojeado un día en Fnac y me parecieron preciosas las ilustraciones. No obstante, no suelo leer mucho este género de libros o novelas gráficas. ¡Todo un lujo salir en la nota de agradecimientos! Felicidades :)

Silvia dijo...

¡Mil gracias Fani! Me alegro muchísimo de que hayas disfrutado de este viaje junto a Carmesina y Gato Negro... Si te ha robado una sonrisa, si te ha sugerido una pequeña reflexión o te ha provocado alguna emoción, me doy por muy satisfecha. Ojalá mucha gente se anime a hacer este viaje porque, en el fondo, es un viaje a cada uno de nosotros para recordarnos lo que somos y de lo que somos capaces.
Besos,
Silvia

Narayani dijo...

Rebeca, las ilustraciones son preciosas. Hay una en este post, pero si quieres ver más puedes hacerlo en su página de facebook http://www.facebook.com/#!/loscoloresolvidados

Offuscatio, gracias! :-) Yo tampoco leo este tipo de libros normalmente, pero éste se cruzó en mi camino y pienso seguir sus historias hasta donde me lleven ;-)

Silvia, yo por mi parte no me cansaré de regalarlo y recomendarlo. Creo que es un libro muy bonito que merece la pena tener en un rinconcito de la estantería.

Muchos besos a las tres!!

Margari dijo...

Ays, que me dejas con unas ganas. A ver cuando logro ponerme con estos libros. ¡Y felicidades por esa mención!! Un detallazo!
Besotes!!!

Lady Boheme dijo...

No he leído ningún libro de esta autora, y eso que me atraen bastante.

¡Qué chulo salir en los agradecimientos!

¡Besines!

Sandra dijo...

Solo por las ilustraciones ya vale la pena!

Besotes

Narayani dijo...

Margari, estoy segura de que a tu peque y a ti os va a gustar cuando lo leáis. Ya nos contarás!

Lady Boheme, sí que mola salir en los agradecimientos, sí :-) Ya nos contarás si te animas con los libros qué te han parecido.

Sandra, pues sí, las ilustraciones son estupendas, pero es que además el texto que las acompañan no las desmerecen en absoluto :-) El libro lo tiene todo!

Besos a todas!!!

Meg dijo...

Sin duda, un bonito detalle, me ahré con él, porque tengo el primero y es una maravilla, compré la edición que llevaba el calendario, por las ilustraciones, una maravilla!!!

Carmen dijo...

Las ilustraciones, creo que ya te lo he dicho en alguna otra ocasión, son una maravilla. Enhorabuena por esa mención!!
Besos,

Shorby dijo...

Bueno bueno bueno, me alegro un montón!!! =)
Sé que hace una ilusión tremenda =)

La verdad es que el libro es una monada.

Besotes

Narayani dijo...

Meg, mi edición no venía con el calendario pero es cierto que era una maravilla las ilustraciones.

Carmen, Shorby, gracias! la verdad es que sí hace ilusión!

Besos!!!